Pleito con lodo Chilakil-Henry Boy, salpica al ayuntamiento

Comment

Una nueva polémica generada por el regidor del PT Manuel Santeliz, en la lucha por el control del partido y el poder político que conlleva, pleito frontal contra Enrique Gaytán, quien era su íntimo “partner”, nombrado vocero del Organismo del Agua y de Obras Públicas, salpica al naciente ayuntamiento de San Luis Río Colorado encabezado por el morenista Santos González Yescas.

 

Humberto Melgoza Vega

 

SAN LUIS RIO COLORADO.- El nuevo escándalo desatado por el regidor del Partido del Trabajo (PT), Manuel Santeliz Ortiz, demandado por allanamiento de morada y amenazas por el recientemente nombrado vocero del Ooampas y de Obras Públicas, Enrique Gaytán, le está metiendo ruido innecesario a la naciente administración municipal que encabeza el morenista Santos González Yescas, quien está pagando las consecuencias de una ola aliancista que arrasó con todo.

Apenas iba saliendo de la polémica por el video donde proponía negociar con los narcos para garantizar la seguridad pública en San Luis y del posterior atentado en contra de su vehículo, que algunos consideran se trató de un montaje, Santeliz ahora es señalado por quien fuera su cercano colaborador de haber allanado su casa de manera violenta, armado con una pistola.

Santeliz Ortiz niega las acusaciones, exige que presenten pruebas y argumenta que todo es producto de la imaginación de su ahora ex amigo y coordinador de campaña.

La denuncia sobre los hechos ocurridos a las 5:30 pm del pasado 3 de noviembre y presentada ante el Ministerio Público del Fuero Común (MPFC) fue detonada la tarde del pasado martes en redes sociales por el afectado, Enrique Gaytán Urías, quien reveló los detalles sobre la supuesta agresión sufrida en una rueda de prensa colectiva que fue transmitida en vivo por Facebook.

De acuerdo al relato de Gaytán, acompañado de otros cuatro hombres armados, Santeliz Ortiz, mejor conocido como “El Chilakil”, se introdujo de manera violenta a su domicilio en avenida Libertad entre 24 y 25 para reclamarle supuestas “grillas” en su contra, tanto en el ayuntamiento de San Luis Río Colorado como en las oficinas centrales del PT en la ciudad de Hermosillo.

Gaytán se defendió, argumentando que no tenía tiempo para esas tonterías. “Le dije también que por qué había traído a mi casa esas personas a amenazarme, que no ameritaba que llegara a tanto, que entre él y yo podíamos platicar las diferencias, que apenas así se ponía valiente, acto seguido me suelta una cachetada con gran fuerza…y saca un arma de fuego del cinto del pantalón…”.

Recién nombrado como vocero del Oomapas en la administración encabezada por el morenista Santos González, el “Henry Boy”, como lo conocen sus amigos, asentó en su querella que el Chilakil le advirtió “más vale que te calles el hocico o te va a llevar la verga, te vas a morir, acuérdate que tienes hijas hijo de tu puta madre, también a ellas las voy a matar…”.

De acuerdo al relato de Henry asentado en la querella, presentada dos días después de los acontecimientos –de la cual mandó copia fotostática–, cuando le dijo a Santeliz “cobarde culón” éste le respondió con otra cachetada en la mejilla derecha y le advirtió que atentaría contra su vida si se atrevía a hablar.

Representado por el abogado Alberto Patiño Nevárez, la parte acusatoria presentó el testimonio de Miguel Angel Saucedo, como testigo presencial de los hechos que se repitieron la mañana del domingo siguiente, y como medidas de apremio solicitó que “el imputado se abstenga de acercarse y/o comunicarse con el suscrito y/o mis familiares cercanos con la finalidad de amenazarlos o intimidarlos será acreedor a las sanciones que por ley corresponden…”.

En la rueda de prensa con los reporteros, Gaytán resaltó que el fondo del problema es que a él lo nombraron dirigente del PT en San Luis porque el mismo Santeliz se cerró las puertas con su forma de ser y por no cumplirle a sus representados.

“Yo lo invité al partido”, dijo Gaytán, quien era uña y carne con Manuel Santeliz, aparecían juntos en Facebook y se emboletaron en una campaña que a la postre resultó exitosa. Ahí fue donde la puerca torció el rabo.

“Yo soy un empleado nada más, no soy funcionario”, mencionó Gaytán, habilitado como vocero tanto del Oomapas como de Obras Públicas, y enseguida reveló que el regidor le dijo que “él iba a negociar con la maña, que él iba a agarrar carritos felices, gua, gua gua…seriedad”·

En la reunión con los reporteros celebrada en el Maxis de la Hidalgo y 4, envalentado, con el evidente respaldo del gobierno municipal, que le permitió litigar el asunto en los medios en horas de trabajo, Henry espetó “que quede bien claro que no le tengo miedo, si se la va aventar, que se la aviente, pero va a haber consecuencias, él sabe…”.

“…Un pelo que se me caiga, él va a tener la culpa”, remató.

Chilakill

Manuel Santeliz, dirigente del PT en San Luis se volvió popular en Facebook por sus transmisiones en directo en las que, sin pelos en la lengua, a veces disfrazado y con peluca, despotricaba contra personajes sobre todo del PAN y otros políticos como la gobernadora Claudia Pavlovich y recientemente hasta contra el propio González Yescas.

Hace un par de meses adquirió “fama” estatal –incluso algunos portales replicaron la nota a nivel nacional – cuando sugirió que para frenar la inseguridad pública habría que negociar con la “maña”.

El martes, en una de sus transmisiones de Facebook, Santeliz, presidente de la Comisión de Seguridad Pública en el Cabildo sanluisino, mencionó que al ser personaje público muchas veces le “inventan cosas” y al día siguiente realizó un tour mediático para dar su versión de los hechos ante los medios de comunicación locales.

“Si me expulsan de mi partido el PT, al que yo le agradezco la oportunidad de ser regidor, no pasa nada, chamba mata grilla”, consideró.

Grillas intestinas

Por supuesto que Orlando Santeliz no se iba a quedar callado, en la misma cafetería frente al Palacio, para que no batallen los reporteros, se le dejó ir al cuello a su ex amigo, con el que incluso compartía transmisiones de Facebook.

“Yo no me voy a seguir quedando callado (sic)”, insistió, “y le voy a dar la exclusiva todos los medios (sic), pero es la última entrevista en la que yo toco este tema, porque no voy a perder tiempo…”, mencionó Santeliz, quien adelantó que demandaría a Enrique Gaytán por difamación y acusó al secretario del ayuntamiento, Víctor Hugo Galarza, de haber sido omiso en el tema.

“Yo puedo poner una denuncia contra el Papa, contra Bill Clinton, contra Rambo, pero si no hay pruebas…”, se defendió.

En este pleito fraterno, una pugna encarnizada por el poder político, revivieron la detención de Enrique Gaytán en marzo de 2016, acusado de abusos deshonestos en perjuicio de una de sus ex alumnas en Guaymas, Sonora.

Por esta acusación, Gaytán, quien se desempeñaba como profesor de primaria, permaneció un par de días detenido y salió libre después de pagar una fianza de 20 mil pesos.

“En su momento, esa información la utilizaron para golpearme políticamente, pero al final todo se aclaró”, manifestó el entrevistado Gaytán Urías.

El miércoles, poco después de la 1:00 pm, cuando “El Chilakil” atendía a los medios en el Maxis arribó Enrique Gaytán celular en mano transmitiendo en vivo y encaró a dos sujetos que esperaban a Santeliz, señalándolos a gritos de haber sido quienes se metieron a su casa.

“¿Ahora sí estás llorando?, ¿estás llorando?… Háganse los machitos. Eres una mierda, Santeliz”, le gritó en su cara al regidor, para enseguida retirarse.

El desorden en PT a nivel local, en donde tanto Gaytán como Santeliz afirman ser el dirigente municipal, sin mostrar un documento que lo avale, obedece en buena medida al desdén de la presidenta estatal, la flamante diputada y futura titular de la Conade, Ana Gabriela Guevara, más distraída en su proyecto para la gubernatura de Sonora en 2021. @ 

Notas Relacionadas

Discussion about this post

Platique con nosotros