Semanario Contraseña

La clave de la información

8 muertos y 11 heridos deja violento enfrentamiento en planta Cruz Azul

La madrugada de este miércoles se registraron actos violentos por el control de la planta cementera de Cruz Azul, en Tula, Hidalgo, que dejaron al menos ocho personas muertas, 11 heridas y nueve detenidas, informó el gobernador Omar Fayad.

Las personas lesionadas fueron llevadas a clínicas para recibir atención médica, añadió.

“Derivado de los hechos de violencia, fuerzas de seguridad resguardan la zona y autoridades de Procuraduría General de Justicia de Hidalgo lleva a cabo el procesamiento del lugar para determinar el número de personas fallecidas y lesionadas en traslado a clínicas para su atención”, informó previamente la Secretaría de Seguridad Pública del estado.

El conflicto laboral por la posesión de la planta provocó que un grupo de personas pretendiera ingresar por la fuerza a la empresa, y al no lograrlo, agredió a trabajadores que se encontraban en ese momento fuera de las instalaciones, además de incendiar vehículos.

La Cooperativa Cruz Azul, encabezada por José Antonio Marín Gutiérrez y Víctor Manuel Velázquez Rangel, lamentó los hechos y a través de un comunicado aseguró que, de parte de quienes integran de manera legal y legítima la cooperativa, “en ningún momento se ha considerado la violencia como una opción para restituir nuestro patrimonio y toda acción emprendida en el pasado, se ha llevado a cabo con el apoyo de las autoridades”.

“Nuestras acciones en contra de Federico Sarabia y quienes hasta el día de hoy mantienen retenida ilegalmente la planta se han llevado a cabo por la vía legal, privilegiando los canales institucionales, la certeza jurídica, pero, sobre todo, la integridad física de sus ocupantes”, destacó.

“Por el contrario, este grupo disidente, además de ostentarse como presidentes de los Consejos de Administración y de Vigilancia, le han permitido el acceso a grupos de vándalos ajenos a las instalaciones, agrediendo y poniendo en riesgo a la comunidad”.

Los socios y trabajadores de la cooperativa solicitaron la oportuna intervención de las autoridades competentes para “investigar, deslindar responsabilidades y sancionar a los responsables de tan lamentables sucesos, así como para dar fin a la ilegalidad que persiste en la Planta de Tula y traer orden y justicia a nuestras comunidades. En Cruz Azul decimos un NO rotundo a la violencia, la anarquía y la ilegalidad”, señalaron.

Animal Político

×

Powered by WhatsApp Chat

× Platique con nosotros