El año más violento en la historia de México, Sonora y San Luis Río Colorado

Comment

Con cifras oficiales y las aportadas por organizaciones civiles el año pasado quedó registrado como el de mayor violencia generada en la historia reciente, más de 35 mil homicidios dolosos en todo el país, la mayoría relacionados con el crimen organizado. El estado de Sonora no fue ajeno a esta cruda realidad, tampoco San Luis Río Colorado. Y la Guardia Nacional, ni sus luces.   

Juan José Razzo

SAN LUIS RÍO COLORADO.- El año 2019 fue el más violento que ha vivido México, con 35 mil 588 homicidios dolosos, lo que mantiene un encendido debate desde presidencial hasta los barrios más pobres del país, donde por cierto antes se cometían la mayoría de los crímenes pero ahora no pueden sustraerse lugares exclusivos como la colonia Condesa en Ciudad de México o fraccionamientos de alto nivel de Nuevo León.

En sus discursos y tuits el presidente Andrés Manuel López Obrador y sus antecesores no dejan de culparse mutuamente de esta escalada de violencia, cuando las baterías de las autoridades y ciudadanos deberían estar enfocadas en buscar soluciones.

El actual mandatario justifica que los índices de violencia le fueron heredados, por lo que es muy difícil revertirlos en un año, así que pidió otro año más para trabajar en el tema. En tanto que los expresidentes Vicente Fox Quesada y Felipe Calderón Hinojosa manifiestan que el aumento de los homicidios se debe a una falla en la estrategia de seguridad del gobierno morenista y a las deficiencias en la Guardia Nacional.

Si bien es cierto que el número de homicidios muestra un crecimiento sostenido en el país desde 2015, muchos mexicanos se preguntan hasta cuándo seguirá creciendo y si habrá alguna táctica que dé resultados en el corto, mediano y largo plazos.

Algo que empezó a preocupar a los sonorenses desde meses o años atrás es el aumento en el número de crímenes, pues la entidad se habían mantenido relativamente tranquila en medio de la delincuencia registrada en el resto del país y en especial de otros estados fronterizos.

Lo mismo sucede con San Luis Río Colorado, la cual fue calificada en su momento por la Secretaría de Seguridad Pública estatal y del país como “la ciudad más segura de la frontera norte”, estatus que difícilmente podría conservar.

Algunos organismos internacionales, como el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados ha comparado la situación en México con la registrada en países donde hay guerra civil, como Siria, debido a las complicaciones y desplazamiento de personas que ha provocado también.

Cifras desde 2015

De acuerdo con los registros de datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (Sesnsp), 2015 registró un total de 17 mil 886 víctimas de homicidio; en 2016 aumentó a 22 mil 545; en 2017 fueron 28 mil 871, y en 2018 las estadísticas sumaron 34 mil 655 homicidios.

Eso hasta llegar, de acuerdo con las mismas cifras oficiales, con el año 2019 que fue el más violento que ha vivido México, con 35 mil 588 homicidios dolosos

Los datos también destacan que el mes más violento del año pasado fue junio, en el que se registraron 3 mil 79 homicidios y abril fue en el que menos delitos de este tipo se presentaron, con un total de 2 mil 812.

Además, el estado de Guanajuato obtuvo la poco honrosa primera posición en materia de inseguridad, al presentar 3 mil 540 asesinatos a lo largo del año, seguido de Baja California con 2 mil 859 y el Estado de México, con 2 mil 856.

No obstante, el Sesnsp también dio a conocer una sensible baja en delitos como robo con violencia pasando de 280 mil 852 en 2018 a 276 mil 817 en 2019; en el caso de los secuestros, representaron una baja durante el mes de diciembre, pero en el resumen anual este delito pasó de mil 559 casos en 2018 a mil 614 en 2019.

El pasado 15 de enero, durante su conferencia matutina, el presidente Andrés Manuel López Obrador reconoció que la inseguridad pública en el país es un problema que no se ha podido resolver, por lo que aseguró que para diciembre de este año se podrán ver los resultados de la estrategia empleada por su administración en dicha materia.

El caso Sonora

En Sonora también se ha registrado un crecimiento paulatino de la violencia y los homicidios, los cuales en 2019 sumaron mil 356 en la entidad, casi un 60 por ciento más que en el año anterior y sin precedentes.

Antes se habían dado 857 en 2018, 693 en 2017, además de 546 en 2016 y 589 privaciones de la vida en 2015.

De los crímenes registrados en los municipios con más de 100 mil habitantes en el estado, durante 2019, 327 ocurrieron en Cajeme, 226 en Hermosillo, 107 en Guaymas, 17 en Navojoa, 78 en Nogales y 98 en San Luis Río Colorado, municipio éste que tuvo la más alta tasa de crecimiento en el estado en los asesinatos con 226.66 por ciento.

Es un hecho que Sonora atraviesa por una escalada en la cifra de homicidios dolosos debido a la disputa que grupos de la delincuencia organizada mantienen principalmente en los municipios del sur del estado, que forman parte de las rutas del trasiego de drogas hacia Estados Unidos.

El problema se agrava porque el estado carece de los policías necesarios para enfrentar la ola de criminalidad.

Este aumento en la violencia tiene la complicación de que el estado carece de fuerza para contenerlo. El secretario de la Defensa Nacional (Sedena), Luis Cresencio Sandoval, dijo el pasado 2 de septiembre que el estado tiene un déficit de 40 por ciento de policías estatales y municipales.

Sin embargo, el diagnóstico del Décimo Censo Nacional de Gobierno, Seguridad Pública y Sistema Penitenciario de los Estados del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) señala que situación es peor.

Según los datos de la instancia la entidad sólo cuenta con 28.9 policías por cada cien mil habitantes, cuando el estándar de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) señala que debe ser mínimo de 180 uniformados.

En declaraciones hechas en la capital del estado, la gobernadora Claudia Pavlovich Arellano reconoció que el 70 por ciento de los homicidios en el estado se cometieron con armas de fuego, por lo que la mayoría está relacionado con actividades del crimen organizado.

San Luis Río Colorado

Mientras que en los años anteriores a 2019 se había mantenido una tasa estable -pero no aceptable- de homicidios, ese año se disparó en 226.66 por ciento respecto al periodo anterior y en sus doce meses sumaron 98 personas privadas de la vida, una cifra sin precedentes.

Asimismo en 2018 sumaron 30 homicidios, 34 en 2017, 36 en 2016 y 23 en 2015 en esta frontera sonorense.

Artículos sobre el tema se han escrito mucho en Sonora, Arizona y Baja California, sobre la descomposición social, la guerra entre Los Salazar y el Cártel de Sinaloa, el hartazgo de la gente contra los ladrones y que ya empezaron a tomar la justicia en sus manos, la falta de vigilancia policial respecto a conflictos vecinales, pero faltaría un estudio más profundo para aterrizar las causas y encontrar soluciones.

Reducción de recursos a seguridad

Los niveles de inseguridad que estamos viviendo son históricos y nos llevan a enfrentar tiempos difíciles en México, en Sonora y en nuestros municipios, indicó el Consejo Ciudadano de Seguridad Pública del estado, que entre septiembre y diciembre pasados criticó fuertemente la reducción de recursos federales al tema de seguridad.

Desde septiembre, la Secretaría de Seguridad Pública del Estado advirtió sobre la reducción del 25 por ciento en el programa de Fortalecimiento del Desempeño en Materia de Seguridad Pública (Fortaseg,) para Sonora y sus municipios.

Al aprobarse dicha disminución de recursos, destinados a la compra de patrullas, equipamiento, capacitación y programas de prevención, por mencionar algunos conceptos, impactaría fuertemente las acciones básicas para fortalecer las corporaciones policiacas y la prevención del delito.

Además, es el tercer año consecutivo con menos recursos para el Fortaseg, ya que el 2019 tuvo un recorte del 20 por ciento en comparación con 2018, año en el que también disminuyó el presupuesto para este programa, siendo Hermosillo el más afectado, a quién se le disminuyó de 60 a 32 millones de pesos, casi el 50 por ciento.

En ese sentido, el Consejo Ciudadano de Seguridad Pública considera que los cuerpos de seguridad  deben contar con el respaldo suficiente para enfrentar y contener al crimen que nos aqueja día a día. @

Notas Relacionadas

Discussion about this post

Platique con nosotros