Semanario Contraseña

La clave de la información

El PRD y los candidatos fantasmas

Con una campaña prácticamente inexistente y con al menos más de la mitad de los militantes con rumbo a la disidencia y dispuestos a votar por candidatos panistas en la próxima contienda, el PRD es un participante silencioso en este proceso electoral, al igual que otros candidatos que no se ven, ni se escuchan

Bibiana García Garza

fantasma abril 30A pesar del buen papel logrado por Carlos Navarro López, abanderado del Partido de la Revolución Democrática (PRD) durante el primer debate entre los candidatos a la gubernatura del estado, el partido a nivel estatal y local no se encuentra en sus mejores momentos en la contienda de este año.

La presencia de los perredistas así como de la propaganda de este partido por el candidato a gobernador y de los que van por la alcaldía y las diputaciones federal y locales son prácticamente nulas, no se ven y no se sienten.

Según ha trascendido y se ha podido confirmar, esta ausencia no se debe a la falta de recursos, sino principalmente a la falta de apoyo de la militancia perredista que al interior se encuentra dividida por fracciones desde la dirigencia estatal a la local.

Aunque el problema de las tribus urbanas se venía dando desde hace tiempo, todas las corrientes de izquierda en el sol azteca podían coexistir, sin embargo, el quiebre se dio luego de que una parte del PRD apoyaba la propuesta de coalición con el PAN que presentó antes del inicio de las campañas el entonces dirigente estatal, Guadalupe Curiel.

En un principio la alianza fue vista con buenos ojos por parte del CEN del PRD, pero después los llamados ´chuchos´ se retractaron, lo que provocó inclusive que se destituyera a Curiel y, según acusan quienes apoyaban la coalición, que se impusiera a Carlos Navarro como candidato.

Así lo han denunciado líderes locales del PRD, incluido dirigente local, Manuel Cuen Gamboa, quien también ha señalado que a los consejeros estatales no se les toma en cuenta, que los ´chuchos´ quieren enterrar al partido, y que la desunión y la falta de organización son las constantes desde hace varios meses.

Muchos perredistas tenían ya la esperanza de coaligarse con el PAN pues a nivel local y estatal y unirían fuerzas para hacer frente contra el PRI y la alianza que ellos sí lograron con el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) y Nueva Alianza.

Fue en ese mismo ambiente de negativas y divisionismo que se registraron los candidatos a la alcaldía y a las diputaciones, entre quienes solamente se ha dado a conocer que José Luis Torres Uribe se inscribió para buscar la presidencia municipal.

¿Y dónde está el candidato?

Torres Uribe es tío del también candidato a la alcaldía por el PRI, Joel Torres Gutiérrez, e inclusive antes del proceso electoral había anunciado su renuncia al PRD, aunque finalmente se retractó y no solo se quedó en el sol azteca, sino que se convirtió en su candidato.

Sin embargo, se puede considerar que, a diferencia de otros candidatos tanto del PRI como del PAN, e inclusive de Morena, el PES y el Partido Verde, el PRD no tiene presencia en la campaña ni propaganda de ningún tipo.

Inclusive, no fue hasta esta semana que se le vio participar en su primer acto de campaña en un panel de presentación de propuestas organizado por un diario local, en donde se lanzó principalmente contra el candidato del PAN.

No obstante, para agravar más la situación del PRD y sus candidatos fantasma –pues no se conoce a quienes aspiran a las diputaciones federal y locales-, casi toda la militancia ha manifestado su apoyo a los candidatos del PAN, o bien su retiro, o potencial disidencia porque al parecer el partido y su campaña en San Luis Río Colorado no tiene ni pies, ni cabeza.

Tampoco el candidato a la gubernatura ha realizado actos de campaña en esta ciudad ni se han organizado eventos masivos, lo que pone aún más en jaque al partido cuya credibilidad ya ha ido en decadencia, sobre todo en los últimos meses.

Esto por los escándalos en Guerrero y el éxodo masivo de líderes morales del PRD como Cuauhtémoc Cárdenas, Alejandro Encinas y Marcelo Ebrard, entre otros, mismos que manchan la imagen del partido, así como la sombra de Andrés Manuel López Obrador quien ahora desde Morena señala que los perredistas son ahora cómplices de lo que ha denominado ´Prian´.

Precisamente se ha observado una mayor presencia de parte de partidos de nueva creación como el Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), en donde su candidato a la alcaldía, Santos González Yescas, ya ha realizado eventos y aún con recursos limitados ha emprendido una campaña visible.

Lo mismo con la candidata del Partido Encuentro Social (PES), Elsa Oralia Cruz Guevara, quien ha hecho algunas pintas de bardas y ha hecho apariciones mediáticas, también con apoyo del siempre controversial ex alcalde –entonces emanado de las filas del PRI- Manuel de Jesús Baldenebro Arredondo.

Esto aunque fue notorio que durante el debate de candidatos al gobierno del Estado el Balde laureó reiteradamente a la candidata del PRI, Claudia Pavlovich, y se lanzó contra el PAN y el ´Nuevo Sonora´.

Incluso, se ha notado cierta presencia de la candidata del Partido Verde a la alcaldía, Hilda Herrera Miranda, que en alianza oficial con el PRI tiene como  principal objetivo abonar votos para la candidata a la gubernatura, aunque en ello vaya en prenda, como lo han señalado con preocupación algunos priístas, que se le pudieran restar votos a Joel Torres.

Su campaña, de cualquier manera, se ha visto más activa que el PRD o que el candidato del Partido del Trabajo (PT), cuya presencia también ha sido hasta la fecha nula.

También apenas esta semana Marco Antonio Zamudio fue visto públicamente durante el foro  político pero pasó, literalmente, “sin pena ni gloria”, pues no ha dado muestras de vida en la campaña al igual que todos los demás candidatos del PT, cuya presencia apenas si se descubrió por la participación en el debate de Jaime Moreno Berry, registrado para buscar la gubernatura.

Cabe mencionar que en el PT también se había buscado una coalición con el PRD pero esta no se concretó y por el momento se mantiene, al igual que el sol azteca, como otro partido fantasma en las elecciones 2015.

El que hasta el momento ni siquiera ha confirmado su registro de participación en las elecciones es el Partido Humanista (PH), cuyo candidato a nivel estatal, Antonio Pérez Yescas, no se presentó al debate ni ha empezado a desarrollar eventos de campaña en Sonora.

En esa misma situación se encuentra el PH a nivel local, cuyo dirigente en San Luis Río Colorado, Hernán Leyva, al ser cuestionado sobre los candidatos a nivel local, se limitó a confirmar a CONTRASEÑA que “no se alcanzó el registro”.

Esto a pesar de que como partido sí logró el registro oficial desde el año pasado ante el Instituto Nacional Electoral (INE) con 270 mil 966 afiliados. @

One thought on “El PRD y los candidatos fantasmas

Deja un comentario

×

Powered by WhatsApp Chat

× Platique con nosotros