Semanario Contraseña

La clave de la información

[Diálogo] Por un planeta 50-50 en 2030

[vc_row parallax=”” parallax_image=”” hide_border_bottom=”” dark_section=”” no_bottom_padding=””][vc_column width=”1/1″][vc_column_text]

David Figueroa

“Hemos roto tantos techos de cristal que hemos creado una alfombra de añicos”, dijo el Secretario General de la ONU Ban Ki-moon con motivo de avances reales en el esfuerzo para que las mujeres tengan las mismas oportunidades que el hombre.

En su sencillez la frase encierra la profundidad de lo que sucede en la práctica pese a que hay logros muy importantes, pues como en toda lucha, ésta también es de avances y retrocesos y requiere perseverancia.

El día Internacional de la Mujer que se celebra cada 08 de Marzo en su última versión data de un decreto de la Organización de las Naciones Unidas en 1975 en un acuerdo firmado por 189 países del mundo para buscar materializar sus derechos.

El tema puesto sobre la mesa este año por la ONU es: “Por un Planeta 50-50 en 2030”, con el reto de acelerar acciones que lleven a concretar esta igualdad.

¿Qué se busca? Nuevas acciones y compromisos en materia de igualdad, empoderamiento y derechos de las mujeres en los programas de Desarrollo Sostenible de los países…además de los que ya existen.

Más de 60 millones de niñas en el mundo son obligadas a casarse antes de los 18 años y un 70% de las mujeres en todo el mundo aseguran haber sufrido una experiencia violenta sexual, física o mental en algún momento.

Incluso 603 millones de mujeres viven en países donde la violencia doméstica no se considera un delito. Estos son números fríos y contundentes de la ONU al día de hoy.

En el caso de Sonora, el estado ocupó hasta el cierre del 2015 el sexto lugar nacional con mayor número de casos de violencia contra la mujer y el primero en violencia en etapa de noviazgo.

El tema de la violencia y la discriminación en el sector político y laboral es el mayor reclamo de las mujeres en diversas reuniones formales o informales que hemos sostenido con ellas a lo largo del estado de Sonora.

Y es en esos patios a un lado de la hornilla de leña, en las cocinas más humildes o los comedores más lujosos igual que en colonias populares el mismo tema: persiste el miedo, el temor y esta exigencia se vuelve hasta cierto punto silenciosa. Hay miles de historias calladas en todo el estado.

Sigue faltando voluntad en la clase política para cristalizar la igualdad de género y hoy precisamente vivimos un claro ejemplo de ello:

¿Por qué la Gobernadora Claudia Pavlovich tiene que presentar ante el Congreso local otra iniciativa para impulsar el 50% de candidaturas para mujeres si ya hay una ley aprobada a la cual se deben ajustar los estados?

Por eso se vuelve obeso y lento el camino, porque ante todo hay desdén y falta de voluntad. Entonces volvemos al tema de siempre en nuestro país, la simulación y la impunidad.

Las mujeres de todo el mundo siguen avanzando sobre esta alfombra de añicos de cristales como bien lo señala Ban Kin-Moon y están cruzando nuevas fronteras día a día, pero en esta ocasión más que avances, asoman los retos.

A pesar de importantes logros en mecanismos jurídicos y en materia de legislación, o de la adhesión de los gobiernos a mecanismos internacionales, es evidente que aún no hay garantías suficientes en la práctica; el tema de equidad sigue siendo un anhelo para millones de mujeres y el discurso perfecto para la clase política.

Para dar ese paso y tener un impacto de aquí al 2030 como lo plantea la ONU, es necesario no limitar el tema sólo a puestos de elección popular e ir por igualdad en todos los sectores

…Partiendo de reconocer que no es reivindicarlas y ver el tema por generosidad, sino por derecho.

Desde aquí nuestro reconocimiento y respaldo a esta lucha en una realidad aun de desiguales.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Deja un comentario

×

Powered by WhatsApp Chat

× Platique con nosotros