Semanario Contraseña

La clave de la información

Reforma energética: No hay “línea” para la CFE

El panorama hacia el futuro del costo de las tarifas eléctricas, los subsidios, la nueva legislación de la industria eléctrica nacional o la misma competencia que pudiera tener la CFE permanece incierto y rodeado de hermetismo por parte de la instancia federal aunque mientras tanto, “por lo menos ya se acabó el verano”

 Bibiana García Garza

amoarosA pesar de que ya fueron aprobadas las leyes secundarias de la Reforma Energética impulsada por el presidente de la República, el clamor más sentido de la ciudadanía en esta región del país aún no ha tenido una respuesta concreta, directa y precisa en cuanto a si se reducirán o no las tarifas eléctricas.

A nivel nacional, se ha informado que es posible que disminuyan las tarifas eléctricas en un periodo de alrededor de dos años siempre y cuando se logre sustituir el combustible que se utiliza para generar la energía más barata, lo que implica construir la infraestructura necesaria para ello.

De acuerdo a lo expresado por el director general de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Enrique Ochoa, en el foro energético en el que participó durante la Semana del Emprendedor, el mes pasado, el reto consiste en construir esa infraestructura que permita la distribución de gas natural en el país, lo que permitirá reducir el costo de generación de electricidad.

Y es que en México se tiene con un 20 por ciento de capacidad instalada con uso de combustóleo, el cual es hasta cuatro veces más caro que el gas natural y 68 por ciento más contaminante, explicó, luego de admitir que México tiene tarifas que no son competitivas en comparación, por ejemplo, con las de Estados Unidos.

El secretario de Energía, Pedro Joaquín Coldwell también ha declarado que se reducirán las tarifas eléctricas a partir de agosto de 2016, cuando entren en vigor las leyes secundarias de la reforma energética, para dar tiempo a la implementación de un mercado eléctrico.

En Sonora, y particularmente en San Luis Río Colorado, donde la luz es más cara que en otros estados y municipios, se firmó un acuerdo entre gobierno municipal, organismos empresariales e industriales, clubes sociales y organizaciones civiles para igualar los costos de energía con los que se cobran en Estados Unidos, en donde el precio es hasta 200 por ciento más económico.

Actualmente, el costo que tiene la energía eléctrica en esta ciudad es de 2.90 a 3.00 pesos, más el 16 por ciento del IVA, mientras que en la Unión Americana cuesta 1.30 centavos.

Con el acuerdo firmado entre la Iniciativa Privada y el 26 Ayuntamiento, es posible que de no progresar en el Congreso o en el Senado, se acudirá con la petición a la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN).

Subsidios y competencia para la CFE 

Por otro lado, se mantendrán los subsidios de la energía eléctrica como lo ha asegurado reiteradamente el diputado federal, Enrique Reina Lizárraga, quien precisó que –luego de aprobada la Reforma Energética- éstos continuarán hasta que existan las condiciones de competencia que permitan a los usuarios tener mejores tarifas e incluso generar su propia energía.

Dichos subsidios solamente se eliminarán cuando se cuente con un “mercado maduro” de energía eléctrica pues de acuerdo a lo establecido en el artículo 28 de la Constitución, párrafo 13, el Presidente de la República tiene la facultad de actuar a través de los subsidios para corregir cualquier desigualdad entre sectores de la población en precaria condición económica.

En otras palabras, los subsidios persistirán en la medida que surjan empresas produciendo energía y se permita que se dé la competencia, momento en el que los usuarios entrarían a un nuevo esquema con un servicio más barato.

Para ello, se buscó que con la Reforma Energética se creara un marco regulatorio sólido que promueva un mercado abierto, competitivo y eficiente, esto es, mediante  la creación de órganos reguladores como la Comisión Nacional de Hidrocarburos o la Comisión Reguladora de Energía.

Además, se aprobó una serie de reformas que fortalecen la Comisión Federal de Competencia Económica, que tendrá un papel fundamental para garantizar la apertura energética y la competencia, evitando la formación de monopolios.

Mientras tanto, con la nueva legislación de la industria eléctrica nacional a través de la ley orgánica de la CFE se eliminarán barreras para que se instalen plantas generadoras de luz de más bajo costo.

Con ello, todos los agentes generadores de electricidad podrían participar en el mercado eléctrico y además se eliminan todos los obstáculos a la integración de energías renovables a la red eléctrica.

Con esas cadenas productivas, se propiciaría el desarrollo de la industria nacional como proveedora de las empresas de energía.

Sin embargo, analistas en la materia prevén que en términos generales la reforma energética que se refiere al tema de electricidad liberará el mercado mayorista, lo que quiere decir que la CFE no será un único receptor, sino que será el Estado el que tendrá el control de la red de transmisión.

Con ello, además, habrá generadores privados que en un régimen de competencia van a ofrecer mejores tarifas, lo que dependerá de que funcione correctamente el sistema de regulación, un caso similar al del estado de California, donde se liberalizó el mercado eléctrico y se suscitaron algunas dificultades.

Y es que, en sí, el modelo no es cuestionable en la reforma eléctrica, sino cómo se aplique, pues bien llevada efectivamente tiene potencial para que se reduzcan los costos de la energía eléctrica y por ende las tarifas, principalmente en regiones como la de San Luis Río Colorado, en donde los “recibos locos” son de ley cada verano.

“Ya se acabó el verano, ¿no?” 

Sobre el tema de la competencia que pudiera tener más adelante la Comisión los subsidios y las repercusiones que tendrá en las tarifas o la competencia la reforma energética en términos locales, el superintendente de la CFE en San Luis Río Colorado, Humberto López, señaló que sobre ese tema no se ha dado ´línea´ a nivel nacional.

Por ese motivo, comentó, no le está permitido hacer declaraciones al respecto ya que se desconoce cómo estarán las condiciones para cuando entre de lleno en vigor la Reforma Energética.

Sobre el alto costo de las tarifas eléctricas y los subsidios que “… al cabo ya se acabó el verano”, lo que implica que automáticamente bajarán los costos porque se dejarán de usar los aparatos de aire acondicionado, aunque esquivó la entrevista.

Cabe mencionar que este año se aplicó la tarifa de verano subsidiada para clientes domésticos en el estado de Sonora desde el pasado 1 de mayo, y concluirá el último día de octubre.

En el caso de la tarifa “1F”, el subsidio se incrementa de 200 kilowatts hora mensual a 2 mil 500, y de 400 kilowatts hora bimestral a 5 mil kilowatts por hora.

Según la División Distribución Noroeste de la CFE, la “1F” es la más subsidiada en todo el país, y en el estado de Sonora se aplica en los municipios de San Luis Río Colorado, Hermosillo y Cajeme, así como en algunas ciudades del estado de Sinaloa.

Sin embargo, el que se le otorgue esta tarifa subsidiada a esta región contrasta con la realidad de los “recibos locos” con los que miles de ciudadanos se enfrentan durante los meses de junio, julio y agosto, en los que se pagan de mil hasta 4, ó 7 mil pesos, en algunos casos comprobados, independientemente del consumo.

A pesar de que efectivamente ya concluyó la temporada de verano, los sanluisinos siguen a la espera de resultados palpables en sus bolsillos en cuanto a las tarifas eléctricas, de ser posible, entre más rápido mejor, según demandan año tras año. @

Deja un comentario

×

Powered by WhatsApp Chat

× Platique con nosotros