Semanario Contraseña

La clave de la información

Urgen caras nuevas en el PAN: Paco Ochoa

A la luz de los resultados de la pasada elección se debe reconocer que algo está fallando, que no se puede hacer política ni gobernar a espaldas de la gente. Este fue el primer aviso, lo que sigue es la debacle total si no se endereza el rumbo.

Humberto Melgoza Vega

FullSizeRender (13)Esta pasada elección fue una llamada de atención, si los partidos políticos no cambian y siguen empeñados en repetir las mismas prácticas y postular a las mismas personas, que no les extrañe que la gente termine por darles la espalda.

Esta es la reflexión del empresario Francisco Ochoa Montaño, presidente del club de beisbol Algodoneros de San Luis e hijo de Fausto Ochoa Medina, el primer alcalde panista que hubo en esta ciudad en 1982.

“La ciudadanía le dijo al PAN: ‘No porque seas gobierno vas a poder hacer lo que te dé tu gana, no te estamos firmando un cheque en blanco. Sí, votamos por ti para gobernador, pero si no me gusta el trabajo que estás haciendo ya no te voy a apoyar’ y es evidente que no les gustó el trabajo que se hizo en el gobierno a nivel estatal”, considera.

Entrevistado en su negocio particular del ramo de la electricidad, Ochoa Montaño apunta que a nivel local fue diferente, “aquí la gente calificó bien la administración de Leonardo, se ganó, sin embargo no se ganó con los márgenes que se quisieran, ni se logró convocar a la gente en la cantidad que se esperaba”.

Agrega que “debemos voltear a ver qué es lo que estamos haciendo mal para cambiar el rumbo, está muy mal eso de llegar al gobierno y olvidarte de la gente, de no escuchar a la ciudadanía y aquí el partido juega un papel muy importante, debe ser más activo y tener una sana distancia con el gobierno para poder llamarle la atención cuando las cosas no se estén haciendo bien”.

Esto no significa que vayan a estar “contrapunteados”, se puede hacer un equipo de trabajo, en el que se ayuden mutuamente, con una crítica constructiva, “cuando se esté saliendo del guacal se le llama la atención, nos sentamos, lo aclaramos y vemos cómo te apoyamos, no se trata de agarrar pleito ni tampoco convertirse en oposición”, establece.

Paco Ochoa considera que este debería de ser el primer paso si se quiere recuperar la confianza en los partidos políticos y en los gobernantes.

Si sigue la misma tendencia, el PAN podría dejar de ser atractivo para las mayorías, “podría dejar de ser indispensable y eso sería muy malo, que la gente vea que ya no ocupa de un partido político para tener acceso al gobierno, sería muy lamentable que lleguemos a ese extremo, porque los partidos no dejan de ser instituciones bien establecidas el sistema político mexicano, que tienen bien definidas sus funciones”.

Y puntualiza: “El problema es que los partidos han desvirtuado su esencia y se han dedicado a fortalecer a grupos, a favorecer económicamente a ciertas personas y no solo hablo del PAN”.

Ochoa Montaño, quien ha manifestado su interés de buscar la alcaldía y que en el pasado proceso electoral se sumó a la precandidatura de Sergio Gutiérrez, lamenta que el gobierno se haya inmiscuido en la designación de candidatos en todo el estado para buscar el beneficio de su propio grupo.

“El primer paso que debemos dar en los relevos que se avecinan es que quien vaya a dirigir el partido, tanto a nivel estatal como a nivel municipal, sea alguien que no anteponga sus intereses personales o de grupo a los de la mayoría, porque hemos visto que solo se busca beneficiar a unos pocos”, critica.

“Los panistas del estado de Sonora debemos estar de acuerdo en que si perdimos, algo se hizo mal, los responsables de que esto caminara hacia donde caminó deben darle oportunidad a otra persona, ya demostraron que ellos no lo pueden hacer, no significa que tienen que renunciar al partido, simplemente aceptar que no pudieron mantenerse en el poder y darle espacio a otra gente”, asegura.

Paco Ochoa dice no tener interés en buscar la dirigencia municipal del PAN –cargo para el que se ha mencionado a Leslie Pantoja, a Héctor Sandoval, a Jessy Gastélum y hasta Mario Palafox—“pero lo que sí me gustaría es apoyar a alguien que represente lo que te estoy diciendo, sí me gustaría participar, no creo que yo sea el candidato idóneo para el partido, sí me interesa participar en política, pero no desde la dirigencia de mi partido”.

Reconoce que, a pesar de que la gente expresa un hartazgo de la política y de los partidos, no abandona la posibilidad de algún día competir por la presidencia municipal. “¿A quién no le gustaría?  A pesar de tener un apellido muy conocido en el PAN yo me considero más de la sociedad civil, nunca he tenido un cargo público, sin embargo he participado en el desarrollo económico de San Luis como empresario, pero no estamos en tiempo todavía. Para mí lo importante es ir a aportar algo, y no a ver qué me dan”.

Algo que se ve muy mal, resalta, es que siempre sean los mismos rostros en el PAN, que nomás estén brincando de un puesto a otro, eso ya no lo aguanta la sociedad para el siguiente proceso electoral.

“El panorama actual es el mismo que se va a vivir para el 2018, ahorita hace falta una cara nueva, libre de compromisos de grupo, no podemos seguir jugando con las mismas gentes porque ya vimos que los resultados cada vez van más para abajo, eso debemos aceptarlo y no seguir jugando con los mismos hasta que perdamos, no se vale, porque estás afectando al partido, a un grupo muy grande de personas por uno de tres o cuatro”, finaliza. @

Deja un comentario

×

Powered by WhatsApp Chat

× Platique con nosotros