Semanario Contraseña

La clave de la información

Alerta en la frontera

[vc_row parallax=”” parallax_image=”” hide_border_bottom=”” dark_section=”” no_bottom_padding=””][vc_column width=”1/1″][vc_column_text]

Tras los ataques terroristas perpetrados por el Estado Islámico en París que han desatado la histeria colectiva ante la inminente guerra entre los yihadistas y los países opositores, entre ellos Estados Unidos, las fronteras encienden los focos de alerta pues, sin duda, el enemigo podría infiltrarse por cualquier flanco e inclusive, ya están cerca

Bibiana García Garza

 SAN LUIS RIO COLORADO.- La guerra sin tregua que se han declarado mutuamente los miembros del Estado Islámico y la alianza de países como Francia, Estados Unidos, Rusia, Reino Unido, Alemania e Irak, entre otros, cambia el panorama de los sistemas de seguridad internacional, sobre todo en las fronteras.

Más allá de la polarización ideológica mundial en torno al conflicto, la histeria colectiva, y el crear pánico y alarma por los atentados terroristas y el baño de sangre en oriente y occidente, el riesgo es latente para los países involucrados y probablemente también para aquellos que son ajenos y se mantienen al margen, como México, vecino próximo de la Unión Americana.

Mientras que el gobierno francés decretó estado de emergencia, otros países europeos y Estados Unidos revisan sus niveles de alerta y las medidas de seguridad que reforzarán tras el ataque en París el pasado viernes 13 de noviembre.

Aquí en San Luis Río Colorado, Sonora, un poblado aparentemente alejado de los grupos terroristas, los atentados y los bombardeos en donde se derrama implacable la sangre de inocentes, se respira una tensa calma, a unos cuantos pasos de la frontera inmediata que se extiende por todo el norte con uno de los protagonistas de este histórico conflicto bélico.

Hoy más que nunca las amenazas de los islamistas radicales contra los estadounidenses representan un peligro latente y las fronteras puntos de inflexión claves por su probada vulnerabilidad e insuficiencia, sobre todo en el control del cruce de inmigrantes  (y drogas) provenientes de México y Centroamérica.

El año pasado precisamente se vivió una de las más grandes crisis migratorias en Estados Unidos por el cruce masivo de niños y adolescentes por las fronteras de Arizona y Texas, entidades que se vieron rebasadas ante la problemática, que ahora sin duda se ha tornado en consternación de seguridad nacional más severa.

Después de haber recibido a 153 refugiados sirios en Arizona en lo que va del año, el gobernador Doug Ducey declaró este lunes que no recibirá a ni uno más en el estado, postura que se suma a la de mandatarios de otras entidades, después de los actos terroristas en Francia, como Nuevo México y Texas, entre muchos otros.

Ello bajo la premisa de proteger a los ciudadanos de las amenazas y los ataques enemigos, misma que está estrechamente relacionada con reforzar la seguridad sin olvidar su estatus de frontera.

El gobernador de Texas, Rick Perry, también manifestó su preocupación ante la posibilidad de que los terroristas entren por México con pasaportes y documentación falsa como ya lo han hecho en el pasado.

“La ausencia de un efectivo control de la frontera sur de Estados Unidos coloca al país frente a un creciente riesgo de ser blanco de un ataque terrorista”, expresó, haciendo a su vez un llamado a reforzar las fronteras con México.

Ahora, en el contexto histórico que se vive actualmente, la franja que divide a Sonora y Arizona a unos cuantos kilómetros de la segunda base aérea militar más grande de Estados Unidos como vecina no puede pasar desapercibida para considerarse en un blindaje preventivo.

Esto a pesar de que los oficiales de la Estación Aérea de la Marina en Yuma (MCAS, por sus siglas en inglés), descartaron amenazas del Estado Islámico a finales de mayo del presente año.

El Capitán José M. Negrete informó entonces que los entrenamientos de las Fuerzas Armadas se mantendrían constantes en su calidad preventiva ante cualquier potencial riesgo y que se aumentó el nivel de alerta del área de “A” al “B”.

Ello no significa, aclaró, que se hubieran perpetrado amenazas por parte de ninguna célula terroristas (como lo manejaron algunos medios de Yuma ese mes) o que hubiesen estado en posibilidades de ser blancos de ataques, sino que dicho estado de alerta se estableció como el nuevo nivel ´normal´.

“Sí hemos cambiado el nivel de seguridad pero sólo porque queremos ser impredecibles a manera de prevención, por nuestra parte siempre tenemos que tener cuidado con proteger la Base, y por eso siempre estamos revisando los puntos débiles para cambiar de estrategias”, expresó el Capitán Negrete el 24 de mayo del presente año.

Amenaza fantasma

En medio de los acontecimientos recientes, este miércoles 18 de noviembre por la mañana se procedió a un cierre temporal en la frontera de esta ciudad por una amenaza de bomba, y se activó el protocolo de seguridad por un periodo dos horas con 20 minutos.

Cabe mencionar que este tipo de situaciones no son algo nuevo, pues se han suscitado desde siempre en la garita, aunque sin duda esta semana el hecho adquirió otra tonalidad, por el contexto que se vive.

A causa de dicha amenaza de seguridad, como le llamó el Buró de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP), la garita San Luis I y la Aduana Mexicana permanecieron temporalmente cerradas al cruce peatonal y vehicular.

De acuerdo a la información remitida por la vocera de la CBP en Yuma, Teresa Small, se procedió al cierre luego de que un sujeto no identificado hiciera declaraciones amenazantes mientras se encontraba en el área primaria de revisiones del puerto fronterizo de San Luis.

“Debido a los acontecimientos mundiales recientes, la garita tomó precauciones para asegurar el área, y adicionalmente se pidió y recibió la asistencia de otras corporaciones”, expresó a través de un boletín informativo.

En dicho documento, la CBP no abundó en las amenazas hechas por el sujeto y se limitó a confirmar que luego de una revisión exhaustiva al vehículo en el que viajaba la persona y en el área, se determinó que se estaba fuera de peligro y se reanudaron las actividades de cruce fronterizo de entrada y salida a Estados Unidos.

Sobre el caso, el Jefe de la Policía en San Luis Río Colorado, Rafael Vásquez Hernández, precisó que el cierre oficialmente ocurrió a las 09:25 de la mañana, cuando las autoridades estadounidenses dieron aviso a la Dirección de Seguridad Pública Municipal y solicitaron el apoyo para activar el protocolo de seguridad en el ámbito internacional.

Al emitirse dicha alerta, policías municipales se abocaron al cierre de las calles aledañas para la circulación de la avenida Carlos G. Calles (Internacional) a la Morelos, hasta la altura de la calle Quinta, advirtiendo a su vez a los automovilistas sobre lo ocurrido aunque no necesariamente retirándolos de la fila, sino que se evitó que siguieran avanzando por los diferentes carriles y la línea Sentri.

Vásquez Hernández señaló que las autoridades de EU les dieron a conocer que se activaría su protocolo de alerta a causa de un sujeto que llevaba en sus manos, en el cruce peatonal, una caja negra, y que al cuestionársele sobre su contenido, éste se negó a responder, datos que contrastan con la información oficial emitida más tarde por la CBP.

No obstante, se trata de protocolos de seguridad que se desactivan generalmente cuando se confirma que se trató de una falsa alarma y que no hay amenaza alguna, y en donde también intervienen autoridades de las corporaciones de los tres niveles, comentó el comandante al momento en el que todavía se encontraba cerrada la garita.

Cuestionado acerca de la situación que guarda Estados Unidos y la frontera de Arizona ante los ataques y amenazas terroristas perpetradas a nivel internacional, el titular de Seguridad Pública Municipal señaló que al menos a nivel local no existe ninguna alerta.

“Para la Policía Municipal no hay ninguna alerta, pero sabemos que existe intercambio de información permanente entre autoridades de Estados Unidos y el gobierno federal mexicano, así como con el Cisen; la Policía Federal debe tener algún reforzamiento en los puntos fronterizos, así como la Aduana Mexicana, a quienes les corresponden esos temas”, indicó.

También mencionó que en las reuniones binacionales entre las autoridades de ambos países es donde se establecen las estrategias y acciones que se van a asumir, así como también se revisan las que ya se han llevado a cabo en una constante coordinación para tomar precauciones.

Por su parte, el alcalde Enrique Reina Lizárraga hizo referencia al hecho por la tarde pero descartó que en San Luis Río Colorado exista alguna alerta u operativo especial por las amenazas terroristas a Estados Unidos.

Comentó que el jueves se sostendría una reunión con los enlaces norteamericanos aunque, dijo, se trata de reuniones periódicas y permanentes de coordinación que prevalecerán para que ésta siga siendo una frontera segura, así como se hace con el resto del estado y con Baja California.

Reina Lizárraga mencionó también que la próxima semana el municipio firmará el convenio de Primer Mando Único entre el estado y San Luis Río Colorado para fortalecer las relaciones y las acciones en materia de seguridad.

“Yo agradezco mucho la voluntad y la disposición de la gobernadora para firmar este convenio del Primer Mando Único aquí, y el tema de la coordinación seguirá con Baja California, Sonora, y con los enlaces de Arizona”, externó.

El Estado Islámico en México

Mientras los días y sus hechos transcurren, esta semana se dio a conocer que organismos civiles de Estados Unidos que monitorean la actividad de grupos islámicos extremistas han alertado sobre la posible presencia de células de estas organizaciones en México, asentadas en Chihuahua.

La información fue tomada de datos proporcionados por la organización Judicial Watch, que dio a conocer que dichos grupos tenían una conexión con grupos del crimen organizado en México, específicamente el Cártel de Juárez.

De acuerdo al periodista y escritor, Raymundo Riva Palacio, dichas células del EI se identificaron en abril del presente año y se pudo detectar que eran auxiliadas por ´coyotes´ para cruzar la frontera.

A su vez, la agrupación SITE Intelligence Group, que se dedica a rastrear actividad de los grupos islámicos radicales, informó que una de esas células se adjudicó, el pasado miércoles 11 de noviembre –dos días antes de los ataques en París-, el intento de colocar una bomba en un edificio del Distrito Federal.

Otra organización denominada “Think tank” había informado el pasado mes de agosto sobre un posible atentado en dos edificios gubernamentales y una universidad en México, detalló el periodista mexicano en su columna Estrictamente personal, titulada “Terrorismo en México”, y publicada el martes 17 de noviembre.

A ello, agregó, en el mes de septiembre se suma el hallazgo de un artefacto explosivo en unas oficinas de la constructora OHL en Naucalpan.

“México en uno de los países que se pueden considerar vulnerables y que se encuentra dentro del teatro de operaciones de los terroristas por su larga frontera no militarizada con Estados Unidos”, asentó Riva Palacio.

Por su parte, diputados de PRI, PAN y PRD respaldaron la determinación del Gobierno Federal de reforzar la seguridad en las fronteras y coincidieron en condenar los hechos violentos que se viven actualmente en diferentes partes del mundo.

El presidente de la Cámara de Diputados, Jesús Zambrano declaró que se deben de cuidar las fronteras y evitar que puedan ser blanco de este tipo de ataques que pudieran perpetrarse porque México tiene asociación comercial y económica con Estados Unidos, además de ser sus vecinos.

Al llamado se unieron los legisladores priístas y panistas, quienes insistieron en reforzar la seguridad tanto en las fronteras como en las embajadas y cualquier otro lugar que pudiera ser susceptible de ataques pues “… de ninguna manera nos debemos sentir inmunes a este tipo de expresiones terroristas”, remarcó Jorge Carlos Ramírez, vicecoordinador del grupo parlamentario del PRI.

Gustavo Madero declaró que los miembros de EI “… son fanáticos que están secuestrando la seguridad y la tranquilidad de la sociedad de todo el mundo”, y advirtió que sus amenazas han sido reiteradas en cuanto a que los ataques pueden ocurrir en cualquier país.

Al respecto, el titular de la Comisión Nacional de Seguridad (CBS), Renato Sales Heredia informó que a raíz de las amenazad de EI México mantiene un operativo de vigilancia en fronteras, aeropuertos y puertos, y aunque rechazó que haya temor, reiteró que se trata de medidas preventivas.

Asimismo, señaló que el Gabinete de Seguridad Nacional está atento y en coordinación con agencias de seguridad internacionales y con los gobiernos de Estados Unidos y Francia.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Deja un comentario

×

Powered by WhatsApp Chat

× Platique con nosotros