Semanario Contraseña

La clave de la información

[El Eslabón Perdido] Titilo, Claudia y Enrique

[vc_row][vc_column width=”1/1″][vc_column_text]

Humberto Melgoza Vega

La reciente designación de Héctor Virgilio Leyva Ramírez como subsecretario de Gobierno en la administración que encabeza la gobernadora Claudia Pavlovich viene a cambiar la configuración de las piezas que se moverán de cara a la próxima elección constitucional que se llevará a cabo en 2018.

Antes de la inclusión de Titilo en el gabinete, había otros destacados miembros del PRI que ya se hacían en la candidatura a la alcaldía, como Juan Antonio Gaeta, agente fiscal en San Luis y uno de los priistas que desde el principio se la jugó con el proyecto de Pavlovich, aun cuando todos daban por hecho que el candidato sería el Borrego Gándara.

Toño Gaeta es un tipo serio e institucional y en lugar de rebelarse e irse por la libre deberá plegarse a la “línea” que sea bajada desde Hermosillo, como se acostumbra ancestralmente en el PRI, y jugar con las cartas que le sean servidas por la croupier.

Además de Gaeta, quien tiene méritos propios para ser candidato si no es para alcalde para una diputación local, otro de los cuadros destacados en esta frontera lo es el brillante académico Carlos Silva Toledo, flamante director general del Conalep.

En San Luis, Carlos ha formado un equipo capaz con el director Vidal Cid Manriquez y Alejandra González Navarro, quienes le están cuidando el changarro mientras que él recorre el estado, supervisando planteles y arreglando el desorden heredado por la anterior administración.

El talento de Carlos Silva es reconocido por propios y extraños, es un tipo con buena presencia y si acaso su único defecto a la luz de la actual realidad en Sonora sea su cercanía con Ernesto Gándara, aunque mantiene una relación de amistad con Manlio Fabio Beltrones y a la hora de la hora eso cuenta y mucho.

Pero el momento es el de Héctor Virgilio Leyva Jr. Instalado desde su amplia oficina en el Palacio de Gobierno, a Titilo se le abre un panorama para proyectarse a nivel estatal, sobre todo dando resultados. Aunque la alcaldía sería su prioridad, la proyección que pudiera alcanzar le alcanzaría para una diputación federal o ahora sí, ir por la revancha en la diputación local.

Con una administración federal y la estatal emanadas de su propio partido las posibilidades serían muchas.

La juventud, carisma y hoja de servicios sin mácula jugarían a su favor, además de sus buenas relaciones en la capital del estado, amigo personal de la gobernadora y de su primo el coordinador de la bancada de los diputados priistas en el Congreso del Estado, Epifanio “Pano” Salido. Así o más power.

Para Titilo se vienen cosas interesantes. Primero deberá ponerse al corriente, empaparse en el funcionamiento de su nueva encomienda, resolver el rezago existente y de ahí puro mirar hacia adelante.

Aunque por la buena relación que existe entre la gobernadora y el alcalde Enrique Reina no hace falta un representante que sirva como intermediario, la figura del joven abogado sanluisino se presta para que sea el gestor y enlace natural entre ambas instancias de gobierno, principalmente por la distancia que existe entre las dos ciudades y que a veces hace que los sanluisinos se sientan olvidados, o al menos marginados de los beneficios del gobierno del estado.

La buena relación que existe entre el alcalde Enrique Reina y la gobernadora quedó de manifiesto durante la reunión del pasado lunes donde se hizo la entrega de patrullas a los municipios de todo el estado, en donde designaron al sanluisino como el orador oficial, quien habló a nombre de todos los alcaldes.

A San Luis le correspondían 6 patrullas pero cuando Reina ya venía en el camino de regreso recibió la llamada del secretario de Seguridad Pública, Adolfo García Morales, quien le dijo que habían otras dos patrullas disponibles, que mandara por ellas, por lo que al final le tocaron a este municipio 8 en unidades en total.

Se prevé que entre el subsecretario de Gobierno y el alcalde sanluisino se establezca una buena comunicación que redunde en mayores beneficios para San Luis Río Colorado. Ahorita no es tiempo de campañas políticas y no deben fijarse en colores partidistas más que en servir de manera equitativa a todos los gobernados.

A la población le va a dar gusto que, como hasta ahora, ambas instancias de gobierno trabajen de la mano por el bien de los ciudadanos. Ya habrá tiempo de pelearse cuando se vengan las elecciones.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Deja un comentario

×

Powered by WhatsApp Chat

× Platique con nosotros